ugo ruiz cortés

Este lunes, después de una gran verbena popular y con fuegos artificiales, el Municipio de San Pedro inauguró los puentes peatonales gemelos, ubicados a la altura de las colonias Plan de Ayala y Lucio Blanco, los mismos atraviesan el Río Santa Catarina y ayudarán a que los ciudadanos mejoren sus traslados y ya no tengan que arriesgarse con el agua.

Para esta obra de gran utilidad se contó con la inversión de 42 millones de pesos. Los puentes peatonales gemelos cuentan con una estructura metálica de color azul, y por la noche serán iluminados con luces de diversos colores. “La intención es unir los dos lados, el Norte y el Sur del Río Santa Catarina. Sin estos puentes, la gente estaba obligada a cruzar por el lecho del río, complicándose cuando hay lluvias. Lo que buscamos es ir generando circuitos donde la gente camine, se va a regenerar la zona, ahora este trazo será muy seguro“, señaló el Alcalde Ugo Ruiz Cortés.

En la inauguración estuvieron presentes decenas de familias que viven en la zona y que ahora se verán beneficiadas con estos puentes peatonales gemelos, la gente estaba contenta por esta obra que realmente era necesaria, un sueño para todos los vecinos que batallaban para trasladarse y que esta administración cumplió.

Esto es parte del programa “Un Solo San Pedro” con la que se ha buscado dignificar y reparar las colonias del sector. El Municipio de San Pedro ya realizó la remodelación de fachadas, techos y pintura en más de 250 casas, además de la introducción de agua potable, pavimentación de las calles, canchas deportivas, la construcción de una moderna biblioteca, entre otras mejoras.

Mediante la cuenta oficial en Twitter del Municipio de San Pedro (@SanPedroNL) se compartió un emotivo documental, donde los propios vecinos cuentan la historia de los puentes gemelos, y cómo esta obra sí tiene beneficios reales:

Por su parte, el Alcalde Ugo Ruiz Cortés compartió un mensaje mediante su cuenta oficial de Twitter (@UgoRuizAlcalde), donde se expresó sobre los beneficios que ha traído el programa “Un Solo San Pedro” a los vecinos del sector:

Un Solo San Pedro busca acercar a las personas, construir comunidad, forjar los cimientos sólidos de la ciudad que podemos ser, humanizar al Municipio haciendo consiente a nuestra sociedad de los esfuerzos que debemos hacer, juntos, para salir adelante con quienes más lo necesitan.

Este programa inició con la idea de combatir y erradicar las condiciones de pobreza en que algunos Sampetrinos viven, teniendo como meta que antes que esta administración termine ya no existan viviendas con piso de tierra, ni techo de lamina, que no haya familias viviendo en terrenos irregulares, así como nadie que carezca de servicios básicos de agua potable y drenaje sanitario.

Hemos pretendido acabar con los lugares inseguros en San Pedro regenerando espacios públicos para la convivencia, como este que hoy inauguramos. Pero por encima de todo, Un Solo San Pedro busca ofrecerle a las personas mejores oportunidades de educación capacitación, desarrollo, salud, deporte y trabajo.

El avance que tenemos a casi dos años de haber iniciado con esta labor titánica es asombroso. Cada vez son más los voluntarios que se suman, unos aportando ideas o poniendo su mano de obra, otros con recursos económicos. Hoy podemos ver ya concretados algunos de los cambios que en un inicio solo podíamos imaginar.

Santa Elena es un ejemplo de ello y este par de puentes peatonales sobre el Río Santa Catarina es otra muestra más que cuando una comunidad se decide a trabajar unida para salir adelante, las cosas más increíbles suceden.

Bajo la premisa que los ríos dividen pero los puentes unen, la simbología de lo que hoy inauguramos no puede venir mejor para explicar esto de pretender tener Un Solo San Pedro. Y es que siempre se había dicho que nuestro municipio está dividido en dos: el de las colonias desarrolladas en la zona Valle del lado oriente del Río Santa Catarina y el San Pedro de las otras colonias, las del lado poniente, esas que presentan carencias y limitaciones.

Hace cuatro años, cuando había recién pasado la tormenta Alex el agua seguía corriendo por un extremo del Río, vine aquí como Secretario del Ayuntamiento a platicar con los vecinos de Lucio Blanco y de Plan de Ayala. La petición que hacían al municipio era la de colocar una tarima sobre la corriente para poder cruzar.

Esa noche les dije a los vecinos que debíamos hacer un puente peatonal sobre el río. Se hizo entonces un largo silencio y en los rostros de algunos vecinos estaba claro lo que pensaban: “O este está loco, o nos está tomando el pelo”.

Pues bien, amigas y amigos, hoy no estamos inaugurando uno, sino dos puentes peatonales y creo que la lección es clara: Si tenemos la capacidad de soñar también tenemos la capacidad de convertir estos sueños en realidades que podemos disfrutar.

Quienes no viven aquí es probable que no conozcan las condiciones adversas que debían superar los vecinos de estas colonias.

Para tomar el camión, o venir a la escuela o al trabajo, muchos de ellos tenían que cruzar el Río inventándose sus propios caminos, bajando y subiendo por las paredes del Santa Catarina y andando por el lecho de un Río a veces seco, a veces no, en ocasiones con luz de día y en otras tantas con el riesgo de cruzar en medio de la noche.

El Ingeniero responsable de la obra me contaba lo conmovido que se ponía al ver a los chicos de Secundaria cruzar arremangándose los pantalones, y quitándose los zapatos y calcetines al caminar en medio del agua, a veces a muy bajas temperaturas. Algunos chicos les ofrecían a las muchachas llevarlas cargadas en sus espaldas para que ellas no se mojaran, en gestos de absoluta caballerosidad.

Estoy seguro, que esa fue la razón por la que una fría noche de hace tres semanas, cuando vine a supervisar los trabajos del puente Oriente, estando con mi casco parado en medio del Río escuchando la explicación del ingeniero responsable, un grupo de muchachos que regresaban de la Secundaria pasó a mi lado.

Era el primer día que se permitía el paso a la gente y en ese momento uno de los chicos que pasó me reconoció, se regreso hacia mi solo para darme un abrazo, y sin decir nada, seguir caminando.

Entonces el Ingeniero me contó lo que había visto hacer a los chicos en su esfuerzo por cruzar el Río y no pude más que apretar los labios para contener las emociones. Eso es también lo que un programa como Un Solo San Pedro logra. Y me refiero a despertar emociones, concretar sueños, unir a la gente y hacer que progresemos todos.

Quiero que esta noche imaginen el futuro, porque para el 2015 vienen dos parques lineales que unirán ambos puentes en sus lados norte y sur, donde además de mejorar la imagen urbana de la zona, buscamos generar un espacio de recuperación para la convivencia de todos.

Y si a eso le agregamos el proyecto de desarrollar un polideportivo en las cuatro hectáreas que eran de Akra y que desde la semana pasada han pasado a ser parte del patrimonio municipal de San Pedro, lo que viene para esta zona es un desarrollo importante con terrenos regularizados, con espacios públicos regenerados, con conexiones de primer mundo, como estos puentes, con mucha más seguridad con presencia constante de elementos de policía y con el uso de tecnología a partir de cámaras de video vigilancia. El futuro para todas estas colonias será mucho mejor gracias a Un Solo San Pedro.

Por eso, a todos los que se han sumado para ser parte de este programa, a quienes nos honran con su trabajo constante como miembros integrantes del Consejo Consultivo ciudadano de Un Solo San Pedro y a quienes se suman a esta labor de trabajar para tener una mejor ciudad, pero sobre todo una sociedad más y mejor integrada, muchas gracias por hacer lo que hacen. Ustedes son los responsables de estos éxitos y de llevar a nuestro municipio a un mejor destino.

También a las autoridades que se han coordinado con San Pedro para sacar estos proyectos adelante, principalmente las delegaciones federales de la Comisión Nacional del Agua y de la Comisión para la Regularización de la Tenencia de la Tierra, y por supuesto a todos quienes trabajan en la Secretaría de Obras Públicas del municipio en el Programa Un Solo San Pedro encabezados, respectivamente, por el Ing. Ricardo Martínez y por la Presidenta del DIF Municipal, mi esposa, Cecilia Rodríguez de Ruiz.

Hoy inauguramos estos puentes físicos, pero recuerden que en el fondo, lo que Un Solo San Pedro busca es tender los puentes imaginarios que nos unan como seres humanos, que podamos eliminar las barreras que nos distinguen y lancemos, desde aquí, un mensaje claro y muy fuerte: Que si en San Pedro estamos logrando combatir la pobreza, la marginación y la falta de oportunidades a partir de la solidaridad de todos, en Nuevo León y en México eso también es posible lograrlo.

Muchas gracias que viva San Pedro Garza García”.

Bernardo Reyes
@RegiandoCom