Manuel Gozález

Las desafortunadas declaraciones de Manuel González Flores dejan entrever lo que realmente piensa el Secretario de Gobierno, según Manuelito, la situación de peligro que se vivió la noche de ayer en el Penal del Topo Chico es el reflejo de las acciones que este Gobierno independiente a realizado en materia de seguridad al interior del penal.

El Secretario de Gobierno asegura que ellos ya habían tomado el control del Penal del Topo Chico, y que a causa de eso el líder (ejecutado) había fallado en recaudar las cuotas al interior del penal, sus jefes de afuera ordenaron su muerte ya que no cumplió con su cometido de recaudar el dinero de las cuotas.

El Gobierno del Estado tomó posesión de los penales y con ello terminó con un gran negocio que durante años había existido dentro del penal, Cuando la gente afuera considera que no se está cumpliendo con las cuotas que deberían de cumplirse, deciden y toman la decisión de tratar de quitarlo como líder, es por ello que sucede lo que sucedió ayer” afirmó Manuel González.

La verdad lo dicho por Manuelito es para tomarse de burla, cualquiera lo tomaría así, pero analizando bien sus palabras tenemos la obligación de ver con mucha seriedad esas declaraciones, y es que, si el Secretario de Gobierno cree que las autoridades retomaron el control después de la pasada masacre vivida en ese mismo penal y él así lo cree, entonces estamos completamente indefensos los ciudadanos, y es ahí donde los nuevoleoneses tendremos que prender los focos de alerta entre nuestros familiares, compañeros y amigos, y tomarnos muy en serio esta situación.

Con estas declaraciones confirmamos lo que ya sospechábamos de este Gobierno comandado por Jaime Rodríguez Calderón, que viven en un mundo de fantasía, ya que, si realmente hubieran tomado el control del Penal del Topo Chico, esta situación que dejó a tres reos ejecutados y a casi una veintena de presos heridos jamás hubiera ocurrido, es muy simple, ya que cuando la autoridad realmente tiene control de un penal, no existiría la posibilidad que les cobren cuotas a los demás presos.

Pero no es todo lo que dijo Manuelito de su mundo de fantasía, ya que según él los índices delictivos al exterior del penal de los últimos meses subieron debido a que los internos ya no podían extorsionar ni cobrar cuotas a los otros presos y es ahí donde empezó a crecer los hechos delictivos en las calles de Nuevo León, dando a entender que de algún modo tenían que sobrevivir los delincuentes.

Si ven que a partir de finales de febrero, marzo y abril se elevan las cifras es por la misma razón, ese aumento que ustedes ven, viene a raíz de que se toma el control en el penal y no se permite la extorsión, ni los asaltos, ni los pagos de piso hacia el interior y empieza a crecer la delincuencia en el exterior” afirmó el Secretario de Gobierno.

El poco respeto que un servidor le pudiera haber tenido a Manuelito González ha desaparecido, ya que bien que mal él no es nuevo en la política ni en la administración pública, lo que daba un halo de esperanza a que fuera hacer algo bien en esta administración, pero con sus declaraciones alucinantes dejan ver muy en claro que Nuevo León está parado en una bomba de tiempo, y será cuestión de esperar a que cualquier delincuente venga y active de un chasquido esa bomba.

Diego de Montemayor
@DiegoMCom

@RegiandoCom