jaime rodriguez y kia

Pues una vez más somos testigos de cómo Jaime Rodríguez Calderón habla solo porque tiene boca, ya se cumplió la semana que dijo se necesitaba para para resolver el conflicto de KIA Motors y su administración, lamentablemente no se le ven ganas al funcionario de limar asperezas con la armadora coreana.

Estoy seguro que se llegará el día de la inauguración y no habrá nada de acuerdos entre ambas partes, dejando abierta la posibilidad que sea mediante un juicio internacional que se le obligue a Jaime Rodríguez a cumplir con el contrato ya establecido, y no solo eso, ya que Nuevo León podrá ser multado con varios millones de pesos por intentar bloquear el contrato y por haber exhibido dicho documento que tenía carácter de confidencialidad.

No soy adivino, pero todo indica que saldrá más caro el caldo que las albóndigas, y es entonces que lo que se quiere ahorrar Jaime Rodríguez y Fernando Turner Dávila lo van a tener que pagar por multas, el asunto de los beneficios otorgados a KIA Motors por la administración pasada no debió ponerse en duda, si a Jaime se le hizo excesivo los beneficios,  debió haber intentado negociar es que de alguna manera los coreanos contribuyeran con beneficios para la comunidad.

Jaime rodríguez debió haber puesto a alguien que no se cegara por sus propios intereses como los que tiene Fernando Turner con KIA, a Jaime le falló el mensajero, hubiera designado a alguien menos bronco y que no tuviera negocios de la rama automotriz.

Mucha gente apuesta doble contra sencillo que de haber puesto Jaime Rodríguez a un verdadero cabildero, Nuevo León hubiera salido ganador, y yo les apuesto el todo por el todo que los intereses de Fernando Turner fueron los culpables de esta situación, vaya pues, una venganza contra los coreanos por no haberlo calificado como proveedor.

Diego de Montemayor
@DiegoMCom

@RegiandoCom