snapchat
Ahora no solo el utilizar Facebook hace que los adolescentes sean castigados por su padre, ahora Snapchat desató el enojo de un padre, a quien no le hizo mucha gracia que su hija publicara una fotografía con filtros de perros.

El penoso castigo para la jovencita llamada Mónica Cruz fue que su padre la encerrara en una jaula para perros durante tres días, recibiendo alimento para canes, y aunque su madre no estuvo de acuerdo con lo que su esposo Rolando Cruz estaba haciendo con su hija de 17 años, ésta no hizo nada para detenerlo.

Los hechos ocurrieron en el vecindario Washington Heights de la ciudad de Nueva York, en el extremo norte del distrito metropolitano de Manhattan, y de acuerdo con las autoridades, fue la abuela de la jovencita quien la descubrió y denunció a su yerno.

Mi madre estaba sentada en la litera, llorando, y mi papá en el dormitorio. Mi madre me dijo que iba a rezar por mí, y acto seguido, me quedé en la jaula como un perro cualquiera. No me lo puedo creer que mis padres me hayan hecho una cosa así por unas imágenes en Snapchat“, dijo la joven a las autoridades.

De acuerdo a las autoridades de Nueva York, el padre señaló que encontró varias fotos de su hija en Facebook que la hacían parecer un perro, al comentarlo con sus compañeros de trabajo le explicaron que una aplicación nueva llamada Snapchat, por lo que decidió encerrar y tratar a su hija como un perro, ya que dijo tenía que tomar medidas extremas para disciplinar a su hija.

Los padres de la jovencita fueron detenidos bajo el cargo de maltrato y abandono infantil, por lo que esperaran en la cárcel su juicio, mientras que la jovencita de 17 años quedó en custodia de su abuela materna.

Gonzalitos
@GonzalitosCom

@RegiandoCom