jaime, gilberto y fufito

Reverenda burrada la de Jaime Rodríguez Calderón al asegurar que el Presidente del Congreso Nacional Ciudadano, Gilberto Lozano y el ex Gobernador de Nuevo León, Rodrigo Medina de la Cruz, son cómplices por el simple hecho que la Juez Quinto de Distrito en Materia Penal, Beatriz Joaquina Jaimes Ramos les ha concedido un amparo a ambos personajes, además el mandatario pone en la mesa la posibilidad que Rodrigo y Gilberto sean parte del mismo tema del ataque al Palacio de Cantera.

Una vez más Jaime Rodríguez pone en duda su propio estado mental, y es que, es de bobos llegar a esa conclusión solo porque la misma Juez tuvo la certeza de otorgar sendos amparos, a ver si Jaime bajo ese pensamiento quiera involucrar a todos aquellos que han sido beneficiados por un amparo en ese Juzgado y los quiera a acusar de delincuencia organizada y sabotaje en contra del Estado.

La desesperación de Jaime Rodríguez por quitarse de encima a Gilberto Lozano y a Pedro Alejo Rodríguez, mejor conocido como “Fufito” lo ha llevado al límite de acusarlos de actos delincuenciales, cuando a vista de todos éstos dos activistas ya no estaban en la Macroplaza al momento del ataque al Palacio de Cantera el pasado 5 de enero, así que responsabilidad no la hay, lamentablemente Jaime está actuando como el fallecido Presidente de Venezuela, Hugo Chávez, el cual inventaba delitos en contra de sus detractores.

Definitivamente que Jaime esté usando el aparato de justicia para sus propias vendettas prende un foco rojo, y los únicos que podrían apagar esa alerta son los Diputados Locales, y es que las actitudes de locura del mandatario de Nuevo León han sido muchas, ojalá que el Congreso del Estado retome el tema del estado de salud de Jaime Rodríguez, antes de que todo se salga de control, porque ya vimos lo que pasó en Venezuela con un político que su característica principal era la represión a sus enemigos.

Diego de Montemayor
@DiegoMCom

@RegiandoCom