Si bien el uso de la pirotecnia es peligroso para los niños, los adultos también pueden salir lastimados si no se toma en cuenta las recomendaciones de las autoridades, tal el caso del jugador de Tigres, Jürgen Damm, quien sufrió quemaduras en su rostro y quien permanecerá por espacio 10 días sin actividad en el fútbol.

De acuerdo al Club Tigres, el jugador sufrió quemaduras de primer grado en el lado derecho de su rostro, luego de que un flamazo de un cohete lo alcanzara.

El volante derecho de Tigres no participará éste viernes en el encuentro que sostendrá el equipo en Puebla, así como tampoco cuando reciban en el Estadio Universitario al Santos de la Laguna.

Garza Sada
@GarzaSadaCom

@RegiandoCom